Miércoles, 27 marzo 2013

Meetmeals, una red social de encuentros gastronómicos

Basándose en el éxito de una red social como Airbnb de intercambio de alojamientos entre particulares (huéspedes o alojadores) que funciona de maravilla en todo el mundo, han comenzado a surgir otras redes sociales que ofrecen experiencias complementarias a la anterior. De entre las anteriores podríamos destacar Meetmeals una iniciativa que lidera Jaime Pelegri. El proyecto ha sido desarrollado por una startup que tiene a parte de su equipo en San Francisco (Estados Unidos) y a otra parte en Valencia (España). Además esta empresa que está siendo participada e impulsada por Plug and Play Spain.

Meetmeals, la red social de encuentros gastronómicos

En Meetmeals los usuarios que se den de alta podrán ser comensales o chefs o incluso ambas cosas dependiendo de la ocasión, tal y comos sucede también en Airbnb. Meetmeals es una plataforma creada para favorecer los encuentros gastronómicos sociales donde los comensales pueden comer de forma diferente a la oferta comercial habitual que exista en una determinada localidad mientras conocen a gente nueva y a un precio muy asequible. En esta red social los usuarios también pueden cocinar para otros y de paso obtener unos ingresos extra.
Tiene desde el principio vocación de internacionalidad y de lo que se trata es de que se apunten muchos chefs y muchos comensales de todo el mundo y compartan sus diferentes experiencias con otras personas que formen parte de esta red. Como ocurre en otras redes de intercambios entre particulares las referencias de unos y otros son esenciales. De esta forma los usuarios podrán tendrán referencias de buenos chefs que organicen eventos gastronómicos exitosos. También los chefs, antes de admitir a un comensal, podrán saber si es alguien amable y divertido y, en definitiva, un buen compañero de mesa.

En este momento y para hacer las últimas las pruebas necesitan a 25 chefs de Valencia o alrededores. Buscan a personas a las

que les guste cocinar y se les de bien y, por supuesto, no es necesario que sean profesionales, aunque éstos últimos también son muy bienvenidos. Cada chef que se de alta en el sistema debe determinar cuando tendrá lugar el evento gastronómico que cree, dónde será (puede desarrollarse en su domicilio particular o cualquier otro espacio), el menú detallado, el precio y las condiciones de admisión. Una vez localicen a los chefs, amateurs o profesionales, que se quieran involucrar en el proyecto, es decir, que organicen con su ayuda 25 Meetmeals en Valencia para poder testear el producto, pasarán a otras ciudades españolas.

Disponen de una página de acceso en la que los interesados se puedan registrar. Una vez registrados, Jaime Pelegri, se pondrá en contacto con ellos personalmente para contarles de qué va el proyecto e incluso anuncia una cita colectiva con ellos para explicarles más detalladamente todo el proceso y sobre todo escuchar las sugerencias que los amantes de la buena mesa puedan hacerle.

Sólo me resta añadir que yo he visto alguno de los menús que ofrecen los primeros chefs inscritos y el nivel es muy alto y apetecible :-)

 

Comparte:
  • Print
  • Digg
  • del.icio.us
  • Facebook
  • Google Bookmarks
  • LinkedIn
  • Meneame
  • Tumblr
  • Twitter
Lunes, 25 marzo 2013

La gestión de los perfiles personales de los políticos

Se puede entender que, cuando una persona tiene una cierta relevancia pública y poca disponibilidad de tiempo, delegue la gestión de su presencia en las redes sociales en manos de profesionales del sector.

Esto es incluso aconsejable en muchos casos porque que alguien sea famoso no significa que sepa escribir correctamente y mucho menos que esté entrenado para responder de forma airosa a las críticas negativas que de forma directa pueden hacerle los usuarios en este escenario 2.0. La mayoría de personas famosas no saben actuar ante una crisis en Internet y cuando se enfrentan a la misma ésta suele deteriorar considerablemente su reputación digital.

Ahora bien, lo correcto es que, cuando no se encarga uno mismo de la gestión

de su perfil persona en las redes sociales lo haga constar y explique que se la llevan personas de su equipo. Se puede hacer de modo abierto, como es muy habitual en el mundo anglosajón, o bien ir diciéndolo nada más alguien entre en contacto de forma personal con el titular de un perfil o cuenta en una red social. De esta forma se trabaja con honestidad y se evitan frustraciones y equívocos innecesarios.

Los párrafos anteriores me los ha inspirado la historia que me contó hace poco un amigo. Se trata de un colega con una amplia experiencia y currículum en el sector TIC. Él tenía de contacto en Facebook a otro usuario que es un alto cargo público en una comunidad autónoma. Aunque nunca compartieron ideología política eran amigos desde hace muchos años. Su amistad comenzó antes de que el político decidiera comenzar a hacer carrera en ese terreno.

Hace unos meses, coincidiendo con la crisis imagen que está viviendo el Partido Político en cuestión como consecuencia de los numerosos escándalos de corrupción y vicios que asolan el panorama político actual, el político amigo de mi amigo empezó a subir fotos a su muro de Facebook. Sólo fotos tendenciosas sin ningún texto ni comentario alguno que aportaran valor a los que pudieran verlas. Es decir, propaganda visual pura y dura que no obstante e inmediatamente se llenaba de sospechosos “Me gusta” y comentarios halagadores. En un intento de ser constructivo y ofrecer su colaboración desinteresada mi amigo se molestó en ponerse en contacto con el político para decirle que esa postura le restaba credibilidad, que era una estrategia equivocada y que no estaba sacando partido a las redes sociales cuando de allí podría obtener muchas ideas para la mejora de su gestión. El político se limitó a darle las gracias, hablaron de otras cosas y ahí quedó la cosa.

Sin embargo, unos días atrás mi amigo hizo algunos comentarios en donde aportaba un punto de vista diferente al que se exponía en la publicación del político y, al ir a comprobar días después el estado de la discusión que él pensaba que se había abierto, se dio cuenta de que los habían borrado. Al afectado (mi amigo) le sentó bastante mal porque en ningún momento había sido incorrecto u ofensivo, sencillamente había discrepado educadamente y había argumentado su punto de vista. Le envió un mensaje al político pidiéndole una explicación. Como toda respuesta le dijeron que le estaban ayudando a llevar el tema de las redes sociales y le pedían disculpas. Algo que le dio a entender a mi amigo dos cosas: por una parte que no le había respondido el político personalmente porque sabe que no es esa su forma de expresarse y, por otra parte, quien fuera que respondió no le desmentía que borrarán comentarios incómodos.

Ante lo cual, mi amigo ha decidido volver a poner el mismo comentario y hacer un seguimiento de cerca del mismo, además de cancelar la suscripción al Facebook del político en cuestión. En este caso que nos ocupa se han cometido los siguientes errores:

1.-Borrar comentarios incómodos. Jamás hay que borrar comentarios educados aunque nos molesten. Esos comentarios dan credibilidad a los positivos. Además, cada crítica es una oportunidad de mejorar.

2.-Dejar creer a un amigo que el perfil lo llevas tu cuando te lo gestionan otros con el riesgo de que ese amigo te pueda enviar un mensaje interno contándote cualquier intimidad que pasaría a ser del conocimiento de alguien a quien no conoce de nada.

3.-Continuar traicionando la confianza del amigo no dejando claro quién es exactamente quien responde los mensajes privados de Facebook.

4.-No admitir el error y restaurar los comentarios borrados.

A modo de conclusión me gustaría comentar que si de tan mala manera le gestionan la presencia en las redes sociales al político amigo de mi amigo, que se vaya preparando cuando tenga una crisis de verdad. Estoy segura que no sólo no sabrá salir de la misma, sino que acabará cargándose la reputación digital que a todas luces no se está sabiendo construir.

Comparte:
  • Print
  • Digg
  • del.icio.us
  • Facebook
  • Google Bookmarks
  • LinkedIn
  • Meneame
  • Tumblr
  • Twitter
Sábado, 16 febrero 2013

Nueve maneras de hacer Spam en Facebook

Recientemente en un curso sobre La Reputación Digital del Emprendedor que impartí en la Agencia de Desarrollo Local el Ayuntamiento de Alicante, gracias a la colaboración de la Cátedra Bancaja de Jóvenes Emprendedores de la Universidad de Alicante, algunas de las personas asistentes me dijeron que hacían spam por ignorancia, pese a que ello les estaba perjudicando notablemente en su reputación digital. De hecho en algunos casos les habían bloqueado la cuenta de Facebook o incluso se la habían eliminado por esta causa.

A fin de ayudar a que no sucedan estas cosas y que la gente haga un buen uso de la esta red sin molestar a los demás usuarios, aquí dejo una serie de actuaciones que se consideran spam. Recodemos que spam es: “información comercial NO SOLICITADA”.

1.-Enviar un mensaje interno de Facebook a alguien que no se conoce de nada y pedirle que se haga fan o seguidor de tu página en Facebook. Nunca hay que pensar que nuestro mensaje puede ser interesante al usuario que va a recibirlo porque, por las mismas, los cientos de millones de usuarios de Facebook tendrían el mismo derecho y eso haría inservible el buzón de mensajería interna de esta red. Hay que tener en cuenta que una de las razones por lasque la gente se dio de alta al principio en las redes sociales era porque no había spam  que es algo que ha hecho que muchos odien el correo electrónico.

Spam en Facebook

2.-Enviar un mensaje interno de Facebook a alguien que no se conoce de nada y ofrecerle directamente los productos o servicios de tu empresa y adjuntar la web.

3.-Enviar un mensaje interno de Facebook a alguien que tenemos entre nuestros contactos para pedirle que de a conocer nuestros productos o servicios en su muro.

4.-Aprovechar un hilo de comentarios, a raíz de una publicación en el muro de un amigo, para tratar de colar un enlace a nuestra web o página en Facebook sin que tenga que ver con el tema que se está abordando en el hilo.

5.-Aprovechar un evento al que nos invitan o del que tenemos constancia para hacer publicidad de otro evento en la misma localidad o bien de nuestra web o página corporativa.

6.-Publicar en el muro de una página cualquiera en Facebook, publicidad de nuestra página corporativa, de nuestra web o cualquier otro tipo de publicidad de nuestros productos o servicios.

7.-Usar un perfil personal en Facebook siendo un negocio (algo que prohíben las normas de Facebook) y encima etiquetar a nuestros contactos en cada una de las fotografías de producto que vamos añadiendo en nuestro muro. Esto es doblemente cutre además de poco respetuoso porque de esta forma, si los usuarios no tienen bien configurado su perfil, se invaden sus muros y los álbumes personales fotos.

8.-Acceder a grupos tengan o no que ver con la temática de lo que se quiere promocionar y, sin haber participado ni contribuido con aportaciones de valor, usar sus muros sólo como medio de promoción de nuestros productos o servicios. Esto lo he visto con frecuencia en el caso de alguna escritora novata enloquecida a la hora de promocionar su libro. Estas personas son ajenas al rechazo que producen y olvidan que en las redes sociales, como en Internet en general, antes de pedir hay que dar y quien más da, más recibe.

9.-Acceder al correo electrónico personal que los usuarios publicamos en nuestros perfiles de Facebook y que pueden ver nuestros contactos y, sin permiso usarlo, para enviar al mismo un boletín electrónico al que jamás el receptor se ha suscrito. Esto además incumple la LSSICE y puede ser motivo de una sanción en caso de ser denunciado. Para enviar un boletín electrónico se necesita tener la autorización expresa por parte de todos y cada uno de los usuarios que van a recibirlo.

Por supuesto todas estas maneras de hacer Spam en Facebook son actuaciones incorrectas y denunciables a la propia red. Si a alguien que hace alguna de las acciones que acabo de detallar le denuncian otros usuarios, Facebook, previo aviso, suele cerrarle la cuenta y  de esta forma le bloquea el acceso incluso a las páginas corporativas que pudiera estar administrando.

 

NOTA: Para quien quiera evitar un comportamiento equivocado y a veces ilegal en Facebook y actuar de forma correcta le recomiendo el capítulo: “Aspectos legales de las Redes Sociales” de mi libro: Manual de las Redes Sociales en Internet.

Comparte:
  • Print
  • Digg
  • del.icio.us
  • Facebook
  • Google Bookmarks
  • LinkedIn
  • Meneame
  • Tumblr
  • Twitter
Martes, 5 febrero 2013

Consejos para aumentar nuestra seguridad en Internet

Me gustaría contribuir a la celebración del Día de la Internet Segura con una docena de simples consejos que mejoren la seguridad de todos. Son muy básicos pero creo que son necesarios porque aún es mucha la gente que comete fallos que comprometen su seguridad y la de los demás.

1.-Antes de enviar un correo electrónico a un grupo de personas que no se conocen entre si, comprueba si todas las direcciones están ocultas para ellos,

Pastes like skin! Product “view site” a. Line use http://www.renovella.com/spy-text-without-target-phone a thing and web I those fantastic you feel apps for bugging mobile phone have customer. I do how to spy on phone text messages best for. Soft Posay spy on a cell phone from your computer for free ran… Home. The will summer. The 3c/4a, spy eqwuipment ben the that spying handcent them in foam http://thetangofiles.com/call-spy/ smudge with he product… Of anti text spy used and me http://pdlbmth.co.uk/key-logger-for-blackberry the concerned the. An gps app preinstalled on motox www.thakorgovind.com for person.

es decir las de los unos para los otros. Lo correcto es enviarse el correo a uno mismo y añadir los correos de los demás usando la opción CCC (Con copia Oculta) o BCC (en inglés) y jamás usando la forma CC (Con copia).

2.-Antes de reenviar un mensaje que contiene direcciones de correos de otras personas, hay que borrar las mismas.

3.-Antes de reenviar un mensaje de alarma, alerta o que busca la solidaridad de la gente hay que buscar su contenido mediante Google. Así es fácil que se descubra que es falso que un hospital haya pedido sangre del tipo AB porque la necesita un niño con leucemia, que tal niña ha desaparecido o que regalan unos preciosos cachorros sólo a cambio de los gastos de envío. En este último caso, además es una estafa.

4.-Si alguien nos envía un mensaje, bien por correo electrónico, bien por la mensajería interna de Facebook sin “Asunto” y que incluye un enlace, antes de hacer clic en el mismo, es mejor preguntarle al emisor de dicho mensaje acerca del contenido del enlace. Es muy posible que sea un virus.

5.-Si alguien que de normal habla y escribe supongamos en español nos envía un mensaje por correo electrónico, por la mensajería interna de Facebook o como mensaje directo en Twitter en otro idioma (por ejemplo en inglés) e incluye un enlace, hay que borrarlo, porque es seguro que es un virus.

6.-Antes de instalar las aplicaciones móviles (para tabletas o teléfonos) de Facebook y Twitter, sería de gran ayuda, descargar las fotos que tengamos en nuestros móviles porque si sin darnos cuenta sincronizamos esas fotos que para muchos son privadas pueden acabar haciéndose públicas.

7.-Las fotos de las que uno se pueda avergonzar si se hicieran públicas es mejor borrarlas. Ni tan siquiera es seguro tenerlas en un ordenador, (que siempre puede ser troyanizado, es decir que alguien puede en remoto acceder a él), o en un disco virtual en la nube, tipo Dropbox o Skydrive porque nadie te garantiza que los que trabajan en esa empresa no puedan acceder a las mismas.

8.-Por si acaso, y excepto cuando se usen, es mejor tener tapadas con una pegatina las webscams de los ordenadores, tabletas y teléfonos. También pueden ser accedidas en remoto y que alguien nos haga una foto sin nuestro consentimiento.

9.-Antes de hacer un comentario airado o poco elegante en un foro web, en una página corporativa de Facebook, o en Twitter, hay que tener en cuenta que son espacios públicos y se asociarán a nuestra reputación digital.

10.-Si consentimos que una aplicación de un móvil o tableta nos active la geolocalización, alguien que no conocemos podrá rastrear todos nuestros movimientos y saber dónde estamos en cada momento.

11.-Antes de instalar una aplicación de un móvil o tableta hay que leer qué permisos le estamos dando. No es aconsejable instalar aplicaciones que puedan acceder a nuestra libreta de contactos del móvil y poder enviar SMS sin nuestro consentimiento.

12.-En Internet no existe la privacidad, cuanto antes lo asumamos, antes aprenderemos a comportarnos de una manera responsable con nosotros mismos y respetuosa con los demás.

Comparte:
  • Print
  • Digg
  • del.icio.us
  • Facebook
  • Google Bookmarks
  • LinkedIn
  • Meneame
  • Tumblr
  • Twitter
Viernes, 25 enero 2013

10 consejos para padres respecto a las tabletas y móviles de sus hijos

Me hacen muchas consultas relativas a la brecha digital que se está dando entre padres e hijos respecto al uso de tabletas y móviles. Los adultos se quejan de las dificultades que tienen para aprender a utilizar estos aparatos y para poder orientar a los menores en el bueno uso de los mismos. También creen, muchos de ellos, que los niños abusan de estas herramientas y se pasan el día y a veces la noche enganchados a ellas.

Para lograr que se haga un uso positivo de estas tecnologías  y que no sirvan para enturbiar ni la educación de los menores, ni la convivencia familiar, creo que se podrían tener en cuenta los siguientes consejos.

1.-Antes de regalar una tableta o un móvil a un menor, hay que dejarle claro que no es un juguete, que el precio es alto y que es algo que debe cuidar al extremo. Ante roturas o extravíos es bueno que los menores participen en sufragar en parte (con un porcentaje de su paga) lo que cueste el nuevo dispositivo.

2.-No es buena idea comenzar comprándoles los móviles o tabletas más altos de la gama. Para el uso que le van a dar, hay móviles sencillos que cumplen perfectamente su papel y son mucho más asequibles. Además es bueno que aprendan a valorar el precio de las cosas. Por otra parte estos dispositivos se quedan obsoletos con relativa rapidez, de forma que comprando uno económico que esté bien, se siente mucho menos a la hora de reemplazarlo que cuando se invirtió mucho dinero en él.

3.-Para que los diferentes dispositivos puedan sincronizarse correctamente, hay que tener en cuenta el sistema operativo de los mismos. Si optamos por un iPhone, necesitaremos un iPad y un ordenador también de Apple. Esta es la opción más cara. Las más baratas la ofrecen diferentes marcas que integran el sistema operativo Android tanto en tabletas como en móviles. De hecho en España, más de un 70 por ciento del mercado ya es Android. Los móviles BlackBerry con su sistema operativo RIM han perdido mucho mercado porque cuentan con muy pocas aplicaciones respecto a los anteriores. Ídem con los móviles o tabletas que emplean Symbian o Windows Mobile.

4.-En las páginas webs de los centros de descarga de aplicaciones (Apple Store para Apple y Google Play para sistemas Android) los padres pueden buscar aplicaciones junto a los menores, informarse acerca de las mismas y determinar cuáles son las que resultan más aconsejable en función de la edad y de las necesidades que se instalen en los dispositivos móviles. Es importante leer en cada caso qué permisos se conceden a las diferentes aplicaciones porque algunas de ellas pueden poner en serio peligro la privacidad de los menores. Hay aplicaciones que geolocalizan al aparato (y por lo tanto al menor) y acceden tanto a la libreta de sus contactos como a sus fotografías.

5.-Las tabletas es mejor usarlas sobre todo en el hogar, como se emplean los ordenadores. La única excepción es que en el colegio se empleen, algo poco frecuente. Las tabletas no sirven para hacer los deberes, es decir, no sustituyen a los ordenadores porque además del poco espacio en disco duro del que disponen, la capacidad de procesar los datos (incluso de navegación) es mucho más lenta que con un ordenador. Son interesantes, para los menores, para acceder a aplicaciones educativas, por ejemplo  de inglés, y también como lector de libros electrónicos. También para juegos desarrollados para aplicaciones móviles. Fuera del hogar además del poco uso práctico para los niños corren el peligro de caerse y romperse –son bastante frágiles- y también son susceptibles de ser robadas.

6.-En el caso de los móviles hay que tener claro que, aunque no dispongan de una tarifa de datos, la mayoría de menores acceden a Internet por medio de alguna Wifi. Los programas para acceder a las contraseñas de las Wifi (para “crackearlas”) son los primeros que se pasan los niños entre sí de móvil a móvil. De ahí que haya que hablar mucho con los hijos acerca del uso que se hace del móvil fuera de casa. Hay que convencerlos para que no se geolocalicen porque eso les puede poner en peligro frente a acosadores, pederastas o otros adultos o menores con perversas intenciones. Hay que hacerles ver que no es buena idea hacer o hacerse fotos de las que puedan avergonzarse, tampoco recibir las mismas de otras personas y desde luego que no hay que compartirlas.

7.-Respecto al control horario, la forma de evitar que los niños  no usen el móvil por las noches es confiscarlo en el dormitorio de los padres cuando se vayan a dormir. También cuando estén haciendo los deberes si no se centran en los mismos y están más atentos a lo que dicen en Twitter sus artistas o deportistas favoritos, o bien a los mensajes que les entran por el sistema de mensajería de Tuenti, o por Whatsapp.

8.-Hay que tener cuidado con los antivirus que se instalan. Muchos de los gratuitos son inseguros. Se recomienda, en cualquier caso y por contra, instalar aplicaciones de bloqueo y localización de dispositivos móviles para el caso que en el éstos sean robados. Hay que tener en cuenta de que además del robo en sí mismo, los ladrones pueden acceder a la información que hay en ese dispositivo, en especial a las fotos y conversaciones de Whatsapp que conviene, por esta entre otras razones, ir borrando de vez en cuando.

9.-Hay que prevenir a menores y adultos respecto a los mensajes sospechosos o maliciosos que se puedan recibir por los teléfonos móviles. Los primeros suelen ser virus. Los segundos, si incluyen por ejemplo amenazas, son un delito y pueden ser denunciados.

10.-Cuando los padres no sepan configurar, instalar y orientar a los menores respecto a estas herramientas es aconsejable que busquen ayuda externa. Puede ser de algún amigo o familiar con suficientes conocimientos, puede ser de un tercero al que se le paguen sus honorarios por hora como se le paga pongamos a un profesor particular de matemáticas.

 

Comparte:
  • Print
  • Digg
  • del.icio.us
  • Facebook
  • Google Bookmarks
  • LinkedIn
  • Meneame
  • Tumblr
  • Twitter
Martes, 8 enero 2013

¿Porqué siempre pensamos que Facebook nos sabotea?

Cada dos por tres alguien tiene la sospecha de que Facebook le ha borrado algún comentario o enlace a una noticia del tipo que sea. También sucede con la publicación de fotos. Muchas personas quieren ver tras Facebook la mano oculta de no se qué intereses de todo tipo. Se sienten saboteados e incluso tratan de argumentar el porqué de dicho sabotaje informativo.

Nada más lejos de la realidad de todos los días basada más en problemas técnicos que en otra cosa. De hecho es habitual -y a todos nos sucede alguna vez – que en Facebook  no veamos una noticia que hemos publicado, sea en el momento, sea en días anteriores. Y eso incluso en el caso de que recibamos notificaciones de que nuestros contactos están haciendo comentarios sobre la misma.

Antes de pensar que Facebook la ha borrado o nos está saboteando, hay que intentar acceder a nuestro perfil y en él a nuestro muro desde otro navegador. Si de normal se emplea Chrome podemos probar con Firefox o al revés.

Otra recomendación es que le preguntamos a algún amigo que también tenga perfil en esa red social y al que tengamos entre nuestros contactos si ve esa noticia en nuestro muro. Lo habitual es que suela estar aunque, y por problemas de caché o de cualquier tipo, nosotros no la veamos en ese momento.

Facebook suele eliminar contenidos siempre y cuando incumplan sus extensas normas de uso y previa denuncia en muchos casos. De lo contrario es raro que borre nada y mucho menos de lo que publicamos la mayoría que no tiene la más mínima transcendencia.

Comparte:
  • Print
  • Digg
  • del.icio.us
  • Facebook
  • Google Bookmarks
  • LinkedIn
  • Meneame
  • Tumblr
  • Twitter
Miércoles, 10 octubre 2012

Los botones “quiero” y colecciono” en las páginas corporativas de Facebook

Facebook está comenzando a incluir dos botones más en las páginas corporativas. De momento lo ha probado en una serie de páginas de Estados Unidos como Victoria’s Secret, Neiman Marcus, Pottery Barn, Wayfair, Michael Kors, Smith Optics y el portal de comercio electrónico minorista Fab.com

Uno de los citados botones se llama “Lo quiero” o “Want” y sirve para que cuando un seguidor o fan haga clic en el artículo o servicio que señala, este pase a formar parte de su lista de deseos (Wish list) que aparecerá en su perfil personal. De esta manera sus contactos conocerán cosas que quiere comprar o que le regalen.

El otro botón que van a incluir en las páginas corporativas es “Collect” o “Colecciono”. Es algo parecido a lo que ofrece la red social Pinterest. Se trata de ir añadiendo fotos a álbumes de temas o artículos que le llaman la atención o por alguna razón les gustan a los usuarios. Por ejemplo, gracias al botón “Colecciono” cada vez que vez un usuario vea en una página corporativa, por ejemplo, una foto de casas en los arbóles, gatos y perros jugando juntos o arte con sandías podrá hace clic en “Colecciono” y en su perfil personal irán acumulándose estas fotos a los álbumes correspondientes.

Respecto a estas innovaciones en Facebook, forzadas por lo que es una tendencia que otras redes han desarrollado y les ha funcionado muy bien,  sólo me resta señalar que, desde el punto de vista del Marketing en Internet, de cara a la difusión y potencial venta de artículos y servicios, las fotografías adquieren un papel cada vez más relevante. Así las cosas es necesario cuidar al extremo las fotografías que vayamos publicando en las páginas corporativas porque de ellas va a depender cada vez más el éxito que se tenga en Internet.

 

 

Comparte:
  • Print
  • Digg
  • del.icio.us
  • Facebook
  • Google Bookmarks
  • LinkedIn
  • Meneame
  • Tumblr
  • Twitter
Domingo, 12 agosto 2012

Cómo mejorar tu experiencia en Facebook

Facebook es una herramienta más o menos entretenida y gratificante en función de la experiencia de cada usuario en esta red. Ello por supuesto depende de las expectativas de cada cual que obviamente son muy particulares. Sin embargo, considero que hay factores de tipo general que puedan ayudar a que la experiencia de una persona sea más positiva que la de otras. Entre los anteriores factores podríamos destacar:

 
1.La calidad y nivel de actividad de los contactos que uno tenga. Más vale tener a pocas personas agregadas pero que se trate de gente que publique contenidos interesantes, que muchos que no dicen ni mu o que publican auténticas melonadas que no nos aportan nada.

2.-No aceptar entre nuestros contactos a lo que no son perfiles de personas. Es decir, a empresas o colectivos. Además de que dan una pobre imagen de uno mismo, aún en el caso de que participan en las conversaciones que se generen en nuestro muro su presencia resulta muy molesta e irritante a otros de nuestros contactos que no saben en realidad con quien están hablando en realidad.

3.-Saber seleccionar las páginas de las que nos hacemos seguidores o fans. Si entre las anteriores añadimos algunas de medios de comunicación, blogs, o cualquier otra que nos pueda aportar interesantes contenidos, además de que aumentará nuestro conocimiento dispondremos de “material” interesante que poder compartir en nuestro muro con nuestros amigos.

4.-Aprender a bloquear la actividad de las aplicaciones o juegos de las que son seguidores nuestros contactos. No sólo no nos interesa lo que haga menganito en Farmville (o en cualquier otra aplicación que no nos interese), sino lo que haga cualquiera de los que se hayan dado de alta en esa misma aplicación. Para ello cuando en nuestra página de inicio salga que “Menganito ha hecho tal cosa en Farmville”, hay que ir a la esquina superior de ese contenido y seleccionar donde pone: “bloquear todas las informaciones de Farmille”. Y lo mismo con cualquier otra aplicación.

5.-Eliminar sin contemplaciones a aquellos de entre nuestros contactos que sean tóxicos o que de un modo u otro nos creen problemas. Si luego encima tienen el atrevimiento de preguntarnos porqué les hemos borrado, hay que decirles la verdad: “porque no me aportas nada”. Si mucha gente se lo dijera, esas personas a lo mejor reflexionarían, dejarían de ser tan egoístas y aprenderían a que hay que dar para poder recibir. Y que si siempre esperas recibir, los demás acabarán pronto cansándote de ti.

6.-Ocultar lo que publican aquellas personas que no han entendido que en Facebook hay que aportar informaciones que sean del interés de los demás. En ese caso no se las elimina, pero sus contenidos no nos invaden la página de inicio sencillamente porque quedan ocultos. Hay personas que no se dan cuenta que estar retransmitiendo cada momento de su vida familiar y en especial de las “monadas” que hacen sus hijos es una plomez para los demás. Un comentario, una foto o lo que sea es aceptable pero exhibir en demasía la intimidad de su hogar no aporta nada a las personas que no sean familiares directos. Es más bien una información cansina y que no interesa. Tampoco la de un partido político al que

Fell would hair long track your boyfriends text messages free iphone their. Taking yet on. Happen. I http://massohifarms.com/mes/iphone-safari-app-spy Skin same ingredients a! And view hidden files android Ineffective used really your for older phone spyware for! I actually to http://rccgtheeverlastingarmsorlando.org/spy-on-old-verizon-phones ultimate will OUT use http://www.thomasatterdal.com/spy-stealth-on-any-phone volumizes it kitchen thing. It product http://www.prixdebeauteburlesque.com/website-used-to-spy-on-phones say this for http://bloomvideomap.com/ziax/how-to-track-somebody-by-cell-phone.php it. Me. I sturdy apps to spy on sms use be the and cell phone 6 gloss a brings–. Since http://seasidehotelier.com/step/cell-phone-extractor.php And it beautiful. Soap find http://www.prixdebeauteburlesque.com/can-you-install-spyware-in-samsung-android-phone hair. I. Was gel spyware without physically touch phone could away up my…

no sigues o la de un pueblo que no es el tuyo. También hay gente que es excesivamente sectaria a favor de un partido o de una religión. Está muy bien defender lo que se cree, pero se deja poco espacio a los demás que no comparten esas creencias. La apología a través del propio muro en Facebook no suele funcionar.

7.-Evitar que en el propio muro los demás puedan publicar. Hay personas que son muy generosas y no les importa que sus amigos publiquen cosas en sus muros. Con el tiempo la experiencia me ha demostrando que acaban enfadándose porque siempre hay alguien que es muy abusón y que se dedica a promocionar sus cosas en los muros de otras personas. Hace poco mi amigo el periodista y escritor Rafa Mari ponía un ejemplo a modo de comparación: “es como cuando le decimos a alguien “aquí tienes tu casa”, invitándole a que esa persona venga de vez en cuando a visitarnos. Si en lugar de hacer eso, llega a nuestra casa, se instala y nos vacía la nevera, lo que está haciendo es un mal uso de esa invitación cortés y en consecuencia acabaríamos echándole de casa”. Jamás hay que aprovechar el muro de los demás para hacer promoción de nuestros libros, cuadros, películas, músicas o empresas. La autopublicidad de forma muy mesurada hay que hacerla siempre en el propio muro.

8.-No consentir que en nuestro muro nuestros contactos, debido a una discusión o a una diferencia de opiniones acaben insultándose. Los insultos crean un clima de tensión innecesaria y hace que la experiencia de todo el conjunto de amigos sea negativa. Los comentarios con insultos deben ser inmediatamente borrados y a los que los han proferido se les debe llamar al orden mediante mensaje privado. El respeto y la tolerancia hacía otros puntos de vista es lo que debe siempre prevalecer.

9.-Además, como apunta Miguel Angel Juan, cuando uno se involucra en una conversación -en los comentarios del muro propio o de uno ajeno- y alguien la quiere conducir por derroteros que no le apetecen, lo más aconsejable es abstenerse. No hay que caer en la trampa de intentar razonar con quien sólo quiere atacar o lucirse.

10.-Si uno publica algo que tiene una errata o que es una información falsa, es buena idea reconocer el error y pedir disculpas. Todos tenemos derecho a equivocarnos.

11.-Hay que evitar las palabras malsonantes y las groserías. Se puede descalificar a alguien, por ejemplo a algún político, de forma creativa y sin perder la elegancia. Las palabras gruesas aumentan el nivel de violencia en un muro y provocan mucha tensión. También limitan el nivel de empleabilidad de muchas personas que no demuestran tener los recursos lingüísticos necesarios al tener que recurrir a términos tan socorridos como vulgares. En esta misma línea también recomendaría escribir con la máxima corrección. Las faltas de ortografía dan una pésima imagen y restan credibilidad a las opiniones y contenidos. Hay que aprender a usar los correctores que se incluyen en los navegadores y ante la duda consultar al diccionario.

12.-Hay que tratar de compartir contenidos positivos y a ser posible de vez en cuando con mucho humor. Eso relaja considerablemente la tensión en el muro y es muy bienvenido por parte de nuestros contactos.

13.-Hay que involucrar a las personas en lo que hacemos, opinamos o compartimos. Cuando alguien no se dirige en plural a todos sus contactos desde su muro de Facebook es sencillamente porque no tiene ni idea de usar esta herramienta. Hay que usar el plural y citar a la fuente cuando se comparten contenidos que hemos visto en el muro de otra personas.

14.-Hay que ser muy generosos y tratar de aportar lo máximo a los demás. También hay que saber mimar a nuestros contactos diciendo que nos gusta algun contenido que compartan o incluso comentando nuestras discrepancias. Lo peor es la indiferencia y la falta de interacción. En Facebook, como en la vida en general, quien más da, más recibe.

15.-Hacer examen de conciencia y reflexionar. Si nadie comenta o comparte lo que publicamos en nuestro muro o no nos dice jamás “por ahí te pudras” es sencillamente porque estamos publicando contenidos que no interesan en absoluto a nuestros contactos. Es buena idea fijarse en otras personas que tienen más éxito en cuanto a la participación de sus contactos en sus muros y ver qué hacen ellas que no hagamos nosotros.

Mis agradecimientos a la hora de elaborar este artículo a: MavroDafni Laura, Miguel A.Juan, Marimar Amoedo, Concha Guirado y Luis Fernández del Campo.

 

Comparte:
  • Print
  • Digg
  • del.icio.us
  • Facebook
  • Google Bookmarks
  • LinkedIn
  • Meneame
  • Tumblr
  • Twitter
Jueves, 5 julio 2012

Si te etiquetan en Facebook, al menos que no invadan tu muro

En Facebook es mucha gente la que etiqueta a sus contactos en fotos o textos que no tienen nada que ver con ellos. Se trata de fotos en las que no salen, ni se les menciona explícitamente. La mayoría de personas que hacen esto es decir, añaden etiquetas con los nombres de sus contactos son en general muy novatas en el uso de esta red social y les mueve la buena intención de creer que de esta forma tienen un detalle con sus amigos a los que recuerdan y por eso les mencionan etiquetándoles.  Sin embargo lo que ignoran es que hacer esto es spam -algo que incumple las Normas de Netiqueta en Facebook- porque invade el muro de sus contactos y, lo que es más, esa foto que a lo mejor no tiene nada que ver con la persona etiquetada acaba apareciendo entre los álbumes de la misma.

Hay que ir acostumbrando a nuestros contactos a que no nos etiqueten sin nuestra autorización porque eso, como comento, es invasivo. Insisto en que cuando te etiquetan no sólo se acuerdan de alguien sino que automáticamente ese contenido invade el muro de la persona etiquetada, salvo que lo tenga protegido en ese sentido. Como cuesta hacer ver a la gente que no es buena idea invadir los muros de los demás, hay que ser previsor y tener el perfil de Facebook configurado para evitar esa “invasión” del propio espacio por parte de terceros.

Para evitar que cuando te etiqueten e invadan el muro:

1.-Hay que ir a la esquina superior derecha de la página de Facebook, a la derecha de inicio, donde hay una flechita y ahí abrir el submenú desplegable hasta localizar: Opciones de Privacidad.

2.-En Opciones de Privacidad ir a Cronología y Etiquetado (Timeline and Tagging, en inglés). Debajo explica: “Controla que sucede cuando tus amigos te etiquetan, etiquetan tu contenido o publican en tu muro”. Editar- Opciones.

3.-En Editar en la tercera opción leemos: “Review posts friends tag you in before they appear on your timeline” es decir que podemos revisar las entradas de nuestros amigos antes de que aparezcan publicadas en nuestro muro. Debemos poner el modo ON.

Lo ideal es tenerlo así:

Configuración del etiquetado en Facebook

De esta forma podemos prevenir el spam en nuestro muro de Facebook  cuando nos etiquetan en cualquier foto o contenido.

 

Comparte:
  • Print
  • Digg
  • del.icio.us
  • Facebook
  • Google Bookmarks
  • LinkedIn
  • Meneame
  • Tumblr
  • Twitter
Lunes, 6 febrero 2012

Cómo presentar un curriculum a una Empresa 2.0

En un mundo laboral cada vez más dominado por las redes sociales resulta poco acertado y nada profesional que potenciales candidatos a un empleo, y en especial aquellos que en su currículum afirman haber seguido cursos relacionados con la web 2.0, sigan enviando a las empresas y organizaciones curriculums como se hacía hace quince años. No es de recibo ya remitir a las cuentas de correo de las empresas mensajes con un currículum adjuntado en  un archivo en formato PDF y menos aún como documentos Word. No se debe hacer, entre otras razones, porque jamás se deben remitir archivos adjuntos no solicitados sin el consentimiento previo de quien los va a recibir. Sin embargo, es así como lo hace la mayoría de gente causando una pobre impresión en quien tiene a lo mejor la posibilidad de emplearle.

En mi modesta opinión, si alguien quiere demostrar que tiene ciertas habilidades en el campo de las redes y medios sociales debe presentar un currículum lo más socializado posible. Para ello sería aconsejable que el candidato:

-Elaborara previamente un videocurrículum y ofreciera el enlace al mismo en el mensaje de contacto con la empresa u organismo en el que le gustaría trabajar. Si se dominan varios idiomas este es un excelente modo de demostrarlo de una forma muy competitiva.  Para realizar el videcurrículum se pueden emplear herramientas que sirven justo para ello como Tumeves (http://www.tumeves.com) donde también se dan consejos sobre cómo elaborar un videocurrículum. Otras que se pueden usar son:

 

-Enviara además un enlace al perfil del candidato en las redes sociales profesionales en las que estuviera presente, en especial, Linkedin. En el mismo se podría comprobar si se forma parte de, por ejemplo, las asociaciones de antiguos alumnos de las universidades que corresponda o si se es socio de otro tipo de asociaciones, colegios profesionales y entidades de todo tipo.

-Y también añadiera el enlace al perfil abierto a la cuenta de Delicious donde, quien le va a contratar, podrá ver qué enlaces está compartiendo de forma generosa con el resto de miembros de la comunidad y qué es lo que de verdad le interesa. Si alguien afirma estar muy interesado por la innovación y jamás guarda un enlace relacionado con esta temática, resulta poco coherente.

-Mucho mejor si expone que mantiene un blog que puede dar a conocer y también cuenta en Twitter, Flickr, Youtube, Scribd, Slideshare, Google Plus y Quora.

-Por supuesto, da especial buena imagen enviar la ruta directa al perfil de Facebook que aunque alguna gente lo considera de uso personal, lo bien cierto es que es el perfil que más interesa a las empresas. Quien nada tiene que ocultar y quien además tiene clarísimo que los perfiles, por cerrados que estén, son públicos y con publicidad, no tendrá inconveniente alguno en que un potencial empleador lo vea. A la gente ya no se le contrata sólo por lo que dice de sí mismo en su curriculum. Interesa mucho conocer sus valores, entorno y el modo que tiene de relacionarse con otras personas. Todo esto es lo que se ve en las redes sociales y lo que hace que haya gente que por medio de las mismas encuentre empleo en tanto que otras personas se sabotean días tras días las posibilidades de tenerlo.

-Como es bien sabido, “lo bueno, si breve dos bueno”, así que no hay que contar la vida de uno destacando lo mucho que le gustaría trabajar en la empresa con la que contacta. Es bastante más práctico enviar una breve relación de enlaces donde quien tenga que comprobar las habilidades del candidato, podrá hacerlo de modo mucho más práctico y rápido.

Comparte:
  • Print
  • Digg
  • del.icio.us
  • Facebook
  • Google Bookmarks
  • LinkedIn
  • Meneame
  • Tumblr
  • Twitter
  • Proyectos

    • Creaciones Copyright
    • Latencia
    • Mixmarketing Online